Chunga's Revenge

CR

por Román García Albertos

11 de diciembre de 1999

En España salió con el nombre de "LA VENGANZA DE CHUNGA", y creo que fue uno de los primeros en editarse en nuestro país (concretamente, y hasta donde yo sé, de los primeros años de la carrera de Zappa sólo se publicaron en España Hot Rats en 1971, La venganza de Chunga en 1972, y Mothermania en 1974).

Este disco tiene un lugar especial en la discografía de Zappa, ya que representa un interesante punto de inflexión en su carrera. Pero para entenderlo hagamos un poco de historia.

En agosto de 1969, Frank Zappa pone fin a los cinco años de carrera de The Mothers of Invention, y, conservando sólo a Ian Underwood, se mete en el estudio a grabar el álbum Hot Rats. Uno de los temas grabados en estas sesiones, "Twenty Small Cigars", aparecerá en el álbum Chunga's Revenge. Ese año coincide con una avalancha de lanzamientos del sello Straight que habían montado Zappa y su mánager Herbie Cohen: Captain Beefheart, las GTO's, Jeff Buckley, Jeff Simmons, la colaboración con Jean-Luc Ponty para su disco King Kong que saldría al año siguiente.

El proyecto de los Mothers of Invention parece habérsele quedado pequeño y Zappa anda buscando nuevos horizontes. Para febrero de 1970 tiene montada una nueva banda para llevar a la carretera los conceptos desarrollados en el álbum Hot Rats. La banda, consecuentemente, fue conocida como Hot Rats Band, y estaba compuesta por FZ, guitarra y voz, Ian Underwood, teclados y saxo, Max Bennett, bajo, Aynsley Dunbar, batería, y como invitado especial el gran Don "Sugarcane" Harris cantando y tocando el violín eléctrico.

Después de una pequeña gira (de la que desgraciadamente no ha quedado ningún documento oficial en ninguno de los muchos discos repletos de actuaciones en directo que publicó Zappa), se metió con esta banda al estudio para grabar algunos temas: "Transylvania Boogie" y "Chunga's Revenge", que aparecerán en Chunga's Revenge, y una versión de "Sharleena", que no aparecerá hasta la publicación en 1996 del álbum The Lost Episodes (en estas sesiones es muy probable que se grabaran también las bases de "Stink-Foot", del álbum Apostrophe (')).

Por esta época, el inquieto Zappa decide retomar el proyecto de la película Uncle Meat, y rueda bastante material con algunos antiguos Mothers y con Aynsley Dunbar. Y también por esta época (hablamos de los principios de 1970) recibe una oferta interesante para que una orquesta interprete su música en un evento en la Universidad de Los Angeles. La orquesta, la L.A. Philharmonic Orchestra, estaría dirigida por Zubin Mehta, y la idea era hacer un espectáculo de rock y música clásica.

El evento le servía a Zappa para poner en marcha otro de sus proyectos, la película 200 Motels, sobre la vida en la carretera de los grupos. El problema era que no tenía grupo en ese momento, así que monta unos nuevos Mothers of Invention circunstanciales con algunos viejos conocidos: Ray Collins, voz, Ian Underwood, saxo y teclados, Motorhead, saxo barítono, Jeff Simmons (al que Zappa le acababa de producir su álbum Lucille Has Messed My Mind Up, del que Zappa recuperaría la canción que le da título para el álbum Joe's Garage), bajo y voz, el recuperado Billy Mundi, batería, y Aynsley Dunbar, también batería. La banda hace algunas actuaciones de calentamiento y el 15 de mayo de 1970, con el añadido de Don Preston a los teclados, se realiza el concierto en el Pauley Pavilion de la Universidad de L.A. con la L.A. Philharmonic Orchestra dirigida por Zubin Mehta, al que Zappa introduce diciendo: "Hit it, Zubin!"

El concierto es un éxito, y en él Zappa consigue que se interprete alguna de la música que había estado escribiendo en los últimos años (una pequeña muestra ya la había conseguido estrenar en 1968, en el Royal Festival Hall, durante el concierto representado en el álbum de 1993 Ahead Of Their Time). Bajo el título de "200 Motels" se escucha una amalgama de temas que incluye desde algunos de los que finalmente aparecerán en la película hasta otros viejos temas de los Mothers arreglados para la ocasión.

La noche del concierto, entre el público, se encuentran los cantantes de The Turtles, Howard Kaylan y Mark Volman. Su grupo se ha separado y están replanteándose su carrera. Zappa habla con ellos y les hace una oferta que no pueden rechazar: hacer una gira por Estados Unidos y por Europa con el grupo más moderno del momento, y ser los protagonistas de una película que se iba a rodar al año siguiente.

Con Flo & Eddie (sus nombres artísticos) Zappa tenía justo lo que necesitaba para su proyecto sobre la vida en la carretera de los grupos de rock: dos estrellas auténticas. Y además bien dotados para la comedia. Así, después de los devaneos con la música instrumental con Hot Rats (el disco y la banda), Zappa da un giro de timón y monta unos nuevos Mothers, con dos cantantes y con un repertorio que incluye una gran cantidad de números "cómicos", de rutinas de circo y de largas conversaciones sobre groupies y estrellas de rock. Para aportar el fondo musical apropiado la banda se completa con Ian Underwood, Jeff Simmons, Aynsley Dunbar, y como novedad, la incorporación del gran George Duke, al que había conocido grabando el disco de Jean-Luc Ponty.

La gira comienza en la Costa Oeste en junio y rápidamente se transladan a Europa. Ese mismo mes en Londres se meten al estudio a grabar algunos temas, que aparecerán en el álbum Chunga's Revenge. Mientras el grupo sigue la gira por Estados Unidos, el disco aparece finalmente en octubre a nombre de "Frank Zappa" y no de los Mothers, seguramente porque recopila material de momentos diferentes y no es un disco de "banda", o quizá para no crear confusión con los otros discos de los Mothers originales que Zappa publicó ese mismo año: Burnt Weeny Sandwich y Weasels Ripped My Flesh.

Y luego está "The Clap"...

26 de diciembre de 1999

Cara A

"Transylvania Boogie"

¿Hay forma más agresiva de empezar un disco? Ya el nombre nos puede dar una idea de qué va la cosa. ¿Stravinsky o Drácula? Zappa, como siempre, haciendo música con la guitarra. Cuando salió el álbum Ahead Of Their Time, pudimos comprobar que el tema ya tenía algún tiempo y que no había cambiado sustancialmente. Me gusta la parte hacia el minuto 2:40 en que se pone a tocar blues o algo así. Al final el tema baja de volumen, ¿cuánto tiempo se tirarían tocando después?

"Road Ladies"

Esta parodia de blues representa un resumen del tema de 200 Motels: la vida en la carretera te puede volver loco, si no fuera por las groupies. Aunque finalmente no terminó en el guion original, ni por supuesto en la película. Recuerdo que este tema tenía mucha pegada cuando oíamos este disco en los viejos tiempos por lo bien conseguido que estaba como blues. Ahora no le veo tanto sentido, pero sigue siendo un blues muy conseguido.

"Twenty Small Cigars"

¿Puede ser éste el mejor tema de Zappa? Habría que estudiarlo. Puedo pensar en dos o tres que me gusten tanto como éste, pero no se me ocurre ninguno que me guste más. La idea de doblar la melodía de guitarra con el clavicordio es muy buena, y el trabajo de escobillas de Guerin y el contrabajo de Bennett le dan un ambiente jazzy muy bueno, sin caer en la parodia.

"The Nancy & Mary Music"

Part I (en el vinilo original venía dividido en tres partes)

Este me parece que es el único tema editado de los Mothers de 1970 en directo haciendo música. Empieza Underwood haciendo sus típicas barbaridades al saxo, luego Dunbar haciendo un solo de batería (se llevaba mucho en esos tiempos, y éste, en principio no parece nada del otro jueves), luego entra Zappa con la guitarra (sobre una base rítmica que recuerda a la de "Chunga's Revenge", que vendrá después) y el pedal wah-wah.

Part 2

No sé si esta segunda parte está sacada del mismo tema que la primera. Comienza con algo de "típico ruido de Mothers". Flo & Eddie haciendo su versión personal de los viejos gritos de Jimmy Carl Black y Roy Estrada. Luego entra lo que parece un saxo eléctrico con wah-wah (seguramente Underwood, aunque en los créditos no pone nada) y más Zappa. Luego George Duke y su piano eléctrico.

Part 3

Hacia el minuto 6:53 el acompañamiento para en seco y Duke sigue tocando. Le sobra ritmo y se lleva al grupo detrás, y luego se lleva la melodía y empieza a hacer sus "imitaciones vocales de la batería", con respuesta inmediata de Dunbar (habría que ver a Zappa dirigiendo las operaciones). Luego se le unen Flo & Eddie para hacer un típico ritmo funky. Y fundido. De nuevo me pregunto, ¿cuánto tiempo seguirían en ese plan?

Cara B

"Tell Me You Love Me"

La cara B empezaba con "Tell Me You Love Me". Si hubiera sido la primera de la cara A, seguramente el disco hubiera funcionado mejor comercialment. Pero al bigotudo no le gustó nunca el camino fácil. Una canción heavy que, como la cara B de Just Another Band From L.A., demuestra que este grupo en particular podía ser bastante duro cuando se lo proponía. La canción es de esas que perduraron, a finales de los 70 volvió al repertorio y se quedó allí hasta el final (podemos oír una versión de 1980 en Tinsel Town Rebellion, y la de 1988, dedicada a nuestro querido Michael Jackson en el CD de Broadway The Hard Way).

"Would You Go All The Way?"

Otra que se quedó fuera de 200 Motels, con una letra muy divertida sobre los soldados USA, los monstruos de las películas de miedo y las chicas fáciles. Pero más divertido que la canción en sí, es la escena del testimonio de Zappa ante el juez inglés en 1975, cuando Zappa intentó demandar a la corona por incumplimiento de contrato al no querer representar 200 Motels en el Royal Albert Hall por obsceno. Aparece en The Real Frank Zappa Book:

[p. 121-122]
MR. CAMPBELL: ¿Cuál era el concepto de la canción "¿Irías hasta el final?"?
R: Esta canción hace referencia al tipo de gente que podrías encontrar en las fuerzas armadas, y el modo en el que intentan tratar a las chicas que se procuran para divertirse. Hace referencia al monstruo del U.S.O.
P: ¿Eso no es un objeto volante no identificado [U.F.O.]?
R: No.
P: ¿Qué es un "U.S.O."?"
R: Es una abreviatura de Estados Unidos en Ultramar [United States Overseas].

[p. 131-133]
MR. OGDEN: Señoría, voy a dejar eso, y volver a "¿Irías hasta el final?"
(Al testigo): Ir hasta el final significa tener una relación sexual, ¿no?
R: Es una expresión que se utilizaba en los años 50 para indicar tener una relación sexual. Es una expresión arcaica que se usa para generar risa.
P: Bueno, para lo que sea que se use, ¿ese es su significado?
R: En los años 50, sí.
P: ¿Y según entendí lo que decía ayer es que era una referencia a las fuerzas armadas americanas de ultramar y el modo en que trataban a las chicas que se procuraban para divertirse?
R: Sí.
P: Y, por supuesto, está muy claro, si uno mira a la versión sin enmiendas, que está en la página 30, que esto es una canción sobre sexo.

R: Yo diría que esta canción no es específicamente sobre sexo.
P: Bueno, estamos de acuerdo en que el título "¿Irías hasta el final?" significa "¿Quieres tener relaciones sexuales?" Ahora vayamos y veamos qué aspecto tiene, si uno mira a la página 30. Primero van al cine, luego "agarrándote la mano"... "espera diez segundos"... "agarrándote el hombro", luego "¿Dónde se fue tu sujetador?", lo que significa que el hombre ha puesto la mano en el pecho de la chica, ¿no?
R: No.
P: ¿No significa eso?
R: Significa que el sujetador ha desaparecido misteriosamente en la oscuridad del teatro.
P: Ya veo, y el trozo que está tachado: "Preston, que alarga la mano hasta el pecho de Ruth, y el pecho se sale", luego "El monstruo aparece". ¿Qué puede significar "El monstruo aparece" junto a eso?
R: El monstruo es el personaje que están viendo en la película en ese momento.
P: Ya veo. ¿Eso es simbólico o algo?
R: Bueno, en los años 50 los monstruos interpretaron un papel muy importante en la cultura de nuestro país, y buena parte de mi humor gira en torno a ese tipo de cosas.
P: Ya veo. En cualquier caso, si uno lee eso, es obviamente una escena de seducción en el cine, ¿no?
R: No. Para mi eso indica que esta escena está describiendo ineptitud.
P: ¿Ineptitud?
R: Sí.
P: ¿En qué sentido?
R: Manoseándose unos a otros en la oscuridad.
P: Sí, ¿pero en un contexto sensual?
R: No necesariamente.
P: Bueno, vamos, Mr. Zappa, sólo hay que mirarlo. Hay una canción llamada "Quieres tener relaciones sexuales" —en realidad— que luego describe cómo el hombre agarra las manos de la mujer, luego el brazo, luego el hombro, luego descubre que su sujetador se ha ido y su pecho se sale. Esto es de lo que va toda la canción, ¿no?
R: No, no es así. Tiene otra página.
MR. JUEZ MOCATTA: Dice que "el monstruo" es el pecho, ¿sí o no?
MR. OGDEN: Señoría, no lo sé, pero su Señoría habrá visto que antes, más arriba de la página, dice, "Preston, un monstruo".
MR. JUEZ MOCATTA: Lo siento, no había visto eso.

"Chunga's Revenge"

Un número heavy de la banda Hot Rats de principios de los 70, con Sugar Cane Harris incluido (aquí tocando el órgano y dejando de lado su violín eléctrico). Típico vehículo para solos, empieza la ronda Ian Underwood con el saxo alto eléctrico con pedal wah-wah. Esto se lo he puesto a algún amigo saxofonista y no lo ha llegado a entender muy bien. Desde luego no es música para relajarse, con la cara de bueno que tiene Ian Underwood a veces suena como si estuvieran matando un cerdo o torturando a un bebé. Vuelve el tema y es el turno de Zappa, con un sonido sucio y muy agudo, y enseguida con el wah-wah (le encantaba en esta época, es evidente). Más adelante comentaba que terminó utilizando el pedal de wah-wah para buscar un tono, pero no para ir arriba y abajo haciendo "wah-wah-wah".

"The Clap"

Zappa haciendo el tonto con una batería y un montón de juguetitos. En la edición española del disco, traducían "The Clap" como "La palmada". No, no significa exactamente eso. Siempre he pensado que este tema era la transición ideal entre la densidad de "Chunga's Revenge" y la ligereza de "Rudy Wants To Buy Yez A Drink".

"Rudy Wants To Buy Yez A Drink"

Otra de las divertidas. Con todos esos cambios de ritmo y parodiando todo tipo de música, y con George Duke al trombón, se lleva el premio a la canción más divertida del disco (de hecho para mí siempre ha sido una de las más divertidas del bigotudo, imprescindible en casi todas las recopilaciones). También es una de las primeras en que Zappa lanza su opinión sobre el sindicalismo a la americana.

"Sharleena"

La típica canción de amor de Zappa. Intentando (aparentemente) hacer una parodia de las canciones de amor al uso, le sale una de las buenas. Aunque esta versión no es mi favorita ni mucho menos, la excesiva rudeza de las voces y la forma machacona en que sueltan las frases la hace demasiado rígida para mi gusto. La versión de Them Or Us, con su aire reggae, me parece mejor: las voces fluyen. Aunque el solo de Dweezil parecen fuegos artificiales, pero bueno, ¡al fin y al cabo es su hijo, y papi está orgulloso! De todas formas la versión definitiva de "Sharleena" (para mi gusto) está en The Lost Episodes, con la voz y el violín de Sugar Cane Harris en todo su esplendor. Grabada junto a "Chunga's Revenge" y "Transylvania Boogie", todavía no entiendo muy bien por qué decidió volverla a grabar con Flo & Eddie, teniendo ya esta magnifica versión en la lata. Quizá para dar más coherencia al álbum al cantar Flo & Eddie todas las demás canciones. En fin, los caminos del bigotudo son inescrutables.

© Román García Albertos
donlope@ono.com
2012-12-02